El castillo y su gran comedor cuentan con una capacidad de 230 personas, ampliable a 330 y 480 personas, lo que lo convierten no sólo en un escenario inmejorable, sino también en un espacio de gran aforo para eventos, adaptable a las necesidades de sus huéspedes. Huéspedes, que además de disfrutar de las grandes prestaciones del castillo, se rodean de un entorno natural incomparable que da pie a numerosas actividades y posibilidades, tanto en interiores como al aire libre. Una cata de vinos, una reunión personal o profesional, un evento de grandes perspectivas, o simplemente disfrutar de una buena comida a mesa puesta, cualquier evento puede verse idealizado por la magia del Castillo de Arteaga.